Saltar al contenido

Cloud en América Latina: gran encuesta a usuarios!

La migración a las tecnologías cloud siempre ha parecido algo inevitable, pero lejano. Sin embargo, los acontecimientos de los últimos dos años han acelerado la tasa de adopción de la tecnología cloud, gracias a la creciente necesidad de soluciones remotas para empresas y particulares. El camino hacia la nube ha demostrado ser accidentado, con muchos desafíos técnicos y humanos que deben abordarse antes de que cualquier empresa pueda afirmar ser completamente nativa en la nube, o incluso adoptar un modelo de cloud híbrido.

Para el este Especial Anual Cloud, desde Prensario TI pudimos acceder a los datos de una encuesta realizada recientemente por la empresa HornetSecurity, cuyo foco estuvo puesto en la adopción de cloud híbrido por parte de las empresas.

Este estudio fue realizado a más de 900 profesionales de TI. Algo más de la mitad (50,4 %) de los encuestados forman parte de un departamento interno de IT, mientras que el 23,6 % forman parte de un MSP. El resto se divide entre otros roles y dueños de empresas que gestionan sus propios sistemas IT. La mayoría de los encuestados tienen roles relacionados principalmente con la administración de sistemas o la ingeniería (80,4 %), mientras que el resto son responsables de gestión de equipos (19,6 %).

Uno de los hallazgos más interesantes de la encuesta de cloud híbrido es que, si bien el sentimiento del sector es que la infraestructura en la nube es el futuro, el 67 % de los encuestados cree que una estrategia de cloud híbrido no es un paso intermedio para la infraestructura, sino más bien un destino permanente. Esto se debe a cargas de trabajo específicas que deben permanecer on-premise por diferentes motivos que se explorarán más adelante.

El 28,6 % de los encuestados contestaron que continuarán con un modelo de cloud híbrido solo hasta que la adopción completa de la nube esté disponible para sus cargas de trabajo. Esperamos que este porcentaje crezca en los próximos años a medida que se resuelvan problemas más comunes relacionados con la adopción de la nube, como la compatibilidad de aplicaciones, gracias a los avances en la tecnología de contenedores.

El 4,3 % restante de los encuestados dijo que permanecerán 100 % en on-premise en el futuro más próximo, rechazando incluso una estrategia de cloud híbrido. Cuando se les pregunta por las razones por las que mantienen una infraestructura totalmente on-premise, estos encuestados citan la necesidad de un control total sobre sus datos, problemas de seguridad y consideraciones de coste relacionadas con los servicios en la nube.

Continuando con la encuesta, el 34,1 % de todos los encuestados dijeron que “los problemas de privacidad/confianza en la nube pública” están detrás del mantenimiento de ciertas cargas de trabajo on-premise. Este sentimiento es frecuente en todos los encuestados, y no hay ninguna diferencia apreciable en la confianza en la nube pública en función de la zona geográfica o el tamaño de la empresa, lo que es un claro indicador de que se trata de una desconfianza generalizada.

Sin embargo, existe una diferencia en el nivel de confianza en la nube pública entre los encuestados con más experiencia y sus homólogos menos experimentados. Los encuestados con más de 20 años de experiencia muestran más desconfianza en las plataformas en la nube (33,6 %) que aquellos con 1-5 años de experiencia (24,2 %). Esto indica que a mayor experiencia se genera más escepticismo cuando se trata de permitir el acceso de las plataformas en la nube a los datos de la empresa y la operativa.

La seguridad y la monitorización son una de las principales preocupaciones que muchos de los encuestados mostraron. De hecho, cuando se les preguntó qué retos técnicos ven en un modelo de cloud híbrido, la mitad (49,3 %) de los encuestados citaron “vigilancia y seguridad”. Esto no es solo una preocupación desde la perspectiva de una plataforma en la nube, sino también desde una perspectiva de usuario. El 73,1 % de los encuestados mencionaron que estaban utilizando o planeando utilizar la autenticación multifactorial y el acceso condicional como parte de su conjunto de herramientas de seguridad.

Existe un sentimiento general claro de que, a medida que se trasladan más cargas de trabajo a la nube, mayor es la preocupación por el control, la vigilancia y la seguridad, especialmente cuando se compara con la aparente tranquilidad con la que se asocia la infraestructura on-premise.

En cuanto a los servicios de impresión e imagen, que son la carga de trabajo mencionada con más frecuencia, es probable que muchos equipos de IT internos adopten un enfoque “si no se rompe, no lo toques”, especialmente porque el acceso remoto a estos servicios es redundante en la mayoría de los casos. Los servicios de impresión e imagen también son un servicio crítico para el usuario final en muchas organizaciones, por lo que es probable que los departamentos de IT tengan más reticencias a la hora de intentar una actualización para no interrumpir el funcionamiento.

Las bases de datos y el almacenamiento de archivos también ocupan un lugar destacado en la lista, ya que una combinación de problemas de privacidad y rendimiento son las principales razones por las que esas cargas de trabajo se mantendrían on-premise en muchas empresas. Las regulaciones de la industria como GDPR, HIPAA, CMMC y otros también pueden estar jugando un papel destacado, ya que el 28,7 % de los encuestados las citó como un obstáculo para la adopción de la nube.

Por último, los MSP estarán encantados de escuchar que están liderando el camino cuando se trata de la adopción de la nube en el sector. El 54,4 % de los MSP reportan que ven sus cargas de trabajo “principalmente en la nube” en los próximos 5 años. También parecen estar empujando a sus clientes hacia la tecnología de cloud híbrido con ellos, ya que el 51,7 % de las empresas que utilizan servicios MSP también se ven yendo a un modelo de cloud híbrido en un futuro próximo. El 46,9 % de los departamentos de IT internos, por otro lado, reportan que estarán “preferentemente en la nube” en 5 años.

Sin embargo, los problemas de confianza con la nube pública siguen siendo relativamente constantes en todos los encuestados, ya que el 34,4 % de los equipos de IT internos informan de que los problemas de confianza son un obstáculo para la adopción de la nube, frente al 32,5 % de los profesionales que utilizan servicios MSP.

Y más buenas noticias para los MSPs, nuestra encuesta también revela que el 40,8 % de los encuestados que no forman parte de un MSP, ni utilizan ningún servicio MSP, considerarían la posibilidad de contratar a un proveedor de servicios gestionados para ayudar con la transición de una arquitectura on-premise a una de cloud híbrido.