Saltar al contenido

La verdadera convergencia digital, con sus oportunidades

En la era actual, la tecnología ya no es un conjunto de entidades aisladas sino que se ha convertido en una estructura interconectada que abarca todos los aspectos de nuestras vidas. Hoy en día a este fenómeno podemos llamarlo convergencia digital y es un proceso transformador que está redefiniendo la forma en que interactuamos con el mundo que nos rodea.

Este proceso se refiere a la fusión y la interconexión de diferentes tecnologías, servicios y dispositivos en un ecosistema unificado. Antes, la telefonía, la televisión y la computación existían como entidades independientes, cada una con su propio propósito y funcionalidad. Sin embargo, en la era de la convergencia digital, estas tecnologías convergen para crear experiencias más ricas y completas. Sensores de humedad, calor, iluminación, electricidad por redes de datos, etc, son solamente algunos de los ejemplos de esta nueva sinergia generada entre todos los rubros.

Los proveedores de tecnología de gestión de la cadena de suministro y TI aprovechan cada vez más la automatización, el aprendizaje automático y la inteligencia artificial para automatizar tareas repetitivas y procesos manuales para mejorar la eficiencia de los procesos, la utilización de recursos y la productividad.

Hoy en día, las tecnologías de gestión de la cadena de suministro se están volviendo colaborativas, automatizadas e inteligentes. La adopción de la automatización, el aprendizaje automático y la inteligencia artificial se encuentra entre las tendencias más importantes y se espera que influya en los diversos mercados tecnológicos durante 2020-2025. Se espera que el aprendizaje automático y la inteligencia artificial impulsen la próxima generación de soluciones de gestión de la cadena de suministro con el surgimiento de una plataforma autoconsciente que integre humanos, datos y tecnologías.

Analítica de datos, Big Data, e IoT son solo algunos ejemplos

La proliferación de dispositivos conectados ha llevado a la creación del Internet de las Cosas (IoT), un elemento clave en la convergencia digital. Desde electrodomésticos inteligentes hasta sistemas de gestión industrial, la interconexión de dispositivos permite la recopilación y el intercambio de datos en tiempo real. Esta convergencia no solo mejora la eficiencia y la automatización, sino que también abre nuevas posibilidades en áreas como la salud, la agricultura y la movilidad.

Por otra parte, La convergencia digital también impulsa el desarrollo de la inteligencia artificial y la analítica de datos. La interconexión de sistemas y la recopilación masiva de datos generan oportunidades para la creación de algoritmos avanzados que pueden aprender y adaptarse. Esto no solo mejora la toma de decisiones, sino que también permite la personalización de experiencias y servicios.

Aunque muchas tecnologías de Inteligencia Artificial ya existían, es ahora cuando cuentan con la tecnología suficiente para proporcionar aprendizaje y resultados significativos (Machine Learning). La capacidad de acceder de manera fácil y ágil a grandes volúmenes de datos, ha hecho evolucionar a las industrias y aplicaciones de Machine Learning. El Big Data ha permitido a los científicos de datos, acceder y trabajar con cantidades masivas de datos sin restricción.

El impacto del Big Data va mucho más allá de datos, análisis y transparencia. El Big Data y la Inteligencia Artificial combinados proporcionan una base sólida para una rápida innovación y disrupción. Mientras que, en la primera fase del Big Data, la importancia fue la velocidad y flexibilidad, parece que en la próxima, será todo acerca del poder de la Inteligencia Artificial y el Machine Learning para aumentar el valor de las organizaciones a escala.

A medida que avanzamos hacia un futuro más interconectado, la convergencia digital continuará su marcha imparable. La realidad aumentada, la realidad virtual, la computación cuántica y otras tecnologías emergentes se integrarán en este panorama convergente, proporcionando experiencias aún más inmersivas y transformadoras.