Saltar al contenido

Seguridad en la nube: 5 mitos comunes

Con el software de video basado en la nube, las cámaras se instalan en el sitio del usuario y el video se transmite a los sistemas de las instalaciones del proveedor de la nube.

La computación en nube ha arrasado en el mundo empresarial, gracias en gran parte a las promesas de fiabilidad, facilidad de gestión y otras ventajas percibidas. No es de extrañar, pues, que haya llegado a la seguridad por video.

¿Qué es seguridad de video en la nube?

Con el software de video basado en la nube, las cámaras se instalan en el sitio del  usuario y el video se transmite a los sistemas de las instalaciones del proveedor de la nube. No es necesario implantar una solución de gestión de video especializada para visualizar el video; todo se hace a través de Internet.

A pesar de que existe desde hace tiempo, el video en la nube es muy malinterpretado. Hay mucha preocupación por la seguridad, la fiabilidad, la facilidad de uso y la gestión. Por supuesto, no son más que mitos.

Despejar el aire en torno a la nube

Aunque los temores en torno a la nube podían tener algo de verdad al principio, hoy ya no es así. A medida que la tecnología ha evolucionado y los desarrolladores de sistemas están aprendiendo más sobre lo que se necesita para diseñar un producto con mayor seguridad, fiabilidad y facilidad de uso en su núcleo, el video en la nube ha surgido como una propuesta viable.

Vamos a desmentir algunos de los mitos más comunes en torno a la seguridad en la nube que sus clientes todavía pueden albergar.

Mito 1: La nube no es Segura

Este es probablemente el mayor error sobre la nube. La seguridad de la nube es imperativa para los principales proveedores de servicios en la nube, como Google Cloud Services o Amazon Web Services; sus negocios dependen de ella.
 
De hecho, utilizar un servicio de nube pública suele ser más seguro que las soluciones locales, que pueden estar anticuadas o carecer de protocolos de seguridad. Los servicios de nube pública cuentan con protocolos de seguridad que garantizan el cifrado y la protección de los datos, desde el momento en que se recopilan hasta que se recuperan a través de la nube.

Puede obtener más información sobre la oferta de ciberseguridad de Milestone.

Mito 2: Las soluciones en la nube sólo tienen sentido para las pequeñas empresas

Esto no es cierto. Aunque hoy en día muchos proveedores de nube se centran en las pequeñas y medianas empresas, muchos proveedores tienen ofertas para los mercados de nivel medio y empresarial.
 
A medida que maduren las ofertas de nube, con más características y funcionalidades, serán más atractivas para los clientes más grandes; especialmente aquellas organizaciones que tienen varios sitios distribuidos que requieren una gestión fiable de la supervisión y la seguridad, con la posibilidad de ampliarlas en el futuro.

 

Mito 3: La nube consume mucho ancho de banda

Una de las preocupaciones de las organizaciones que desean adoptar un sistema de video basado en la nube es el ancho de banda. Si se tiene en cuenta la enorme cantidad de datos de video de alta resolución que hay que transmitir desde una red de cámaras a la nube, puede ser una preocupación válida.

Sin embargo, los proveedores de servicios en la nube y los fabricantes de cámaras están continuamente ideando formas de reducir la cantidad de ancho de banda utilizado. Las tecnologías de compresión pueden reducir considerablemente el ancho de banda utilizado.

Además, la posibilidad de subir video a la nube en función de un horario puede utilizarse para restringir el ancho de banda utilizado durante el horario laboral, cuando otros sistemas críticos de la empresa están en funcionamiento.

Mito 4: La nube no es fiable

Todo lo contrario.
 
En comparación con las soluciones locales, una solución en la nube puede ser más fiable. Por ejemplo, para garantizar realmente una disponibilidad in situ a toda prueba, tendrá que guardar sus datos y realizar copias de seguridad en tiempo real en varios servidores. También tendrás que asegurar todos los puntos físicos de acceso y proporcionar un suministro eléctrico ininterrumpido con baterías o generadores. Además, se requiere un sofisticado sistema de detección de incendios.

Una vez implantados, todos ellos deberán actualizarse periódicamente, normalmente por personal in situ. Además, todos sabemos que el hardware puede fallar. Esto significa no sólo una interrupción del servicio sino, en algunos casos, la imposibilidad de acceder a datos críticos.

Una solución en la nube, sin embargo, requiere poco o ningún hardware, y el mantenimiento puede hacerse a distancia. Esto significa que, a medida que se descubren vulnerabilidades, pueden abordarse casi en tiempo real.

Las soluciones de video en la nube tienen redundancias integradas en caso de interrupción de un centro de datos. Si un servidor deja de funcionar, la información se guarda en otra ubicación hasta que pueda restablecerse el servicio. En la mayoría de los casos, estos dispositivos de seguridad son tan eficaces que ni siquiera se notaría una caída o un retraso en el servicio.

Mito 5: Necesitas ‘especialistas en la nube’

Una vez más, simplemente no es el caso. Las soluciones de video en la nube se crean pensando en la facilidad de uso. La mayoría utiliza una plataforma intuitiva y centrada en el cliente para gestionar el sistema. Esto significa que no necesita un ejército de especialistas en la nube para gestionar sus operaciones diarias.

La sencillez de la nube permite a su integrador de sistemas o proveedor ser un socio ideal para la prestación y el soporte de servicios en la nube. Parte del atractivo de trabajar con un socio integrador para implantar una solución basada en la nube es el hecho de que estos profesionales están especialmente cualificados para trabajar con soluciones en la nube.

Saben lo que hace falta para gestionar una solución en la nube de forma segura, eficaz y fiable. Esto es ideal si su organización carece de recursos informáticos con esta experiencia.  

Videovigilancia en la nube: un futuro prometedor

En conjunto, las ventajas que ofrece la nube van más allá de la seguridad para proporcionar valiosa inteligencia empresarial, conocimientos, fiabilidad y facilidad de uso. Las soluciones en la nube también son ágiles y rentables y, al requerir muy poco mantenimiento de hardware, son más fáciles de gestionar que los servidores locales convencionales.

Sobre Milestone

Milestone Systems es uno de los principales proveedores de software de gestión de vídeo de plataforma abierta. Nuestro software de gestión de vídeo, basado en una plataforma abierta, permite la integración con la más amplia gama de cámaras y las mejores soluciones empresariales del sector.