Saltar al contenido

¿Por qué no innova la industria del software empresarial?

Por Gustavo Viceconti, CEO de NeuralSoft.

Gustavo Viceconti, CEO de NeuralSoft.

¿Saben que una de las pocas industrias que no aumentó su productividad en la última década es la industria del software empresarial? ¿Se preguntaron por qué cada vez hay más programadores, pero los costos y tiempos de desarrollo no paran de aumentar?

¿Se imaginan cosechando todo el cereal de Argentina a mano? Así están programando muchos de nuestros colegas. La inmensa mayoría de los ERP están desarrollados con lenguajes de programación que tienen más de 30 años, como Java, Pascal y .Net. Otros incluso con lenguajes más viejos.

La excusa es que están probados y son confiables, y que el riesgo de innovar es muy grande. La realidad es otra.

 Cuando una empresa tiene cientos o miles de clientes que utilizan sus sistemas, es más fácil desarrollar una nueva versión con un pequeño cambio evolutivo para seguir cobrando un mantenimiento que reconvertir todos sus productos y servicios por algo muy superior.

Hoy las empresas tienen necesidades muchísimo más complejas que hace 3 décadas y como las herramientas de desarrollo son las mismas, la productividad involucionó y los costos se dispararon.

Por esto creamos FastPrg.

FastPrg es un lenguaje de programación de dominio específico diseñado exclusivamente para el desarrollo de software empresarial. Permite programar entre 20 y 50 veces más rápido que los lenguajes de programación convencionales, lo cual nos brinda la capacidad de modificar y agregar funcionalidades a una velocidad antes impensada.

FastPrg es una solución ‘No Code’, lo que significa que no es necesario escribir código para programar. En lugar de eso, el programador sólo necesita definir la lógica del negocio y FastPrg se encarga de resolver el ‘cómo’.

Gracias al nuevo paradigma de FastPrg pudimos desarrollar MyLogic en un tiempo récord.

MyLogic es el ERP más avanzado del mercado, donde cada usuario puede co-crear junto a NeuralSoft sus soluciones.

Me siento orgulloso de ser parte de este gran equipo humano que luego de más de un millón de horas de trabajo, y contra todo pronóstico, logró desde Argentina una innovación de clase mundial. MyLogic les da hoy a nuestros clientes, acceso a la tecnología que será moneda corriente dentro de 15 años.